El cráneo encontrado en el barrio San Pedro Pescador, no correspondería a un Desaparecido de la dictadura

Impactos: 27

El 8 de Julio de 2021 un productor ganadero encontró, en el medio de una pequeña laguna que se había secado en su campo ubicado en la zona rural del Barrio San Pedro Pescador, un cráneo humano por lo que realizó la denuncia en la Comisaría de Barranqueras. Ante esto intervino el Gabinete Científico Judicial del Chaco quienes demarcaron el perímetro de seguridad, realizaron pericias en el lugar y trasladaron los restos al Instituto Médico Forense del Poder Judicial de la Provincia donde se realizó el examen pericial de los mismos.

Un mes después de manera coordinada entre la Justicia Federal y de la Provincia del Chaco, con el asesoramiento del antropólogo Juan Nobile, responsable del Equipo Argentino de Antropología Forense en el Nordeste, se resolvió la remisión de los restos al laboratorio central del EAAF en Buenos Aires para el examen de lesiones al momento del fallecimiento y la posibilidad de extracción de muestra de ADN para el cruce con muestras del banco genético de familiares de desaparecidos de la zona.

Finalmente las licenciadas Analía González Simonetto y María Gala Maruscak, integrantes del Equipo de Antropología Forense, en un informe remitido este 29 de noviembre al Juzgado Federal de Resistencia, determinaron que el cráneo estudiado se corresponde a un individuo adulto de sexo, probablemente femenino, no presenta fracturas o lesiones alrededor del momento de la muerte ni algún otro indicio de muerte violenta que pueda determinarse osteológicamente.

También las antropólogas informaron que se realizó una comparación masiva del perfil genético obtenido con los perfiles genéticos de las muestras de familiares de desaparecidos de toda la Argentina, de la base de datos del EAAF, lo que no arrojó ninguna coincidencia .

De todas formas, debido a la actualización periódica de la base de datos de muestras de familiares, el perfil genético hallado seguirá siendo comparado a futuro.

Es de destacarse que la denuncia del hallazgo del productor ganadero se realizó en el marco de una Campaña de difusión de las Fiscalías Federales de Resistencia , Corrientes, Goya y Reconquista, en búsqueda de testigos que puedan brindar información sobre cuerpos arrojados al Río Paraná entre 1975 y 1980 , en lo que se logró reconstruir como las embarcaciones de la muerte con cuerpos arrojados por militares al río, desnudos , atados en pies y manos con alambres , con disparos de ejecución, con un corte importante en el abdomen para fondearlos y con cortes de las yemas de sus dedos para obstruir su identificación. La Campaña continúa vigente en la actualidad.